Los mejores beneficios de la dieta cetogenica
20 Jan 2019

Los mejores beneficios de la dieta cetogénica

 

Es probable que haya oído hablar de la dieta cetogénica o “dieta Ceto”, o tal vez incluso tenga algunos amigos o miembros de la familia que están siguiendo actualmente.  Incluso puede estar considerando seguirlo, ya sea por un deseo de mejorar su salud o por las recomendaciones de su médico. Pero antes de dar el paso, es útil comprender exactamente en qué se está metiendo y cuáles son los beneficios potenciales de la dieta cetogénica. Aquí revelamos los principales beneficios de la dieta cetogénica que vale la pena conocer.


 

¿Qué es la Dieta Ceto?

La dieta Ceto o la dieta Cetogénica es alta en grasas, requiere una cantidad adecuada de proteínas y reduce los carbohidratos. Básicamente, lo que estás haciendo es forzar a tu cuerpo a pasar a la cetosis, un estado metabólico en el que la grasa almacenada se descompone en moléculas llamadas cetonas,   y utilizados como fuentes de energía. Esto ocurre cuando las células no tienen ningún azúcar en la sangre (que proviene de los carbohidratos) para usar como fuente de energía primaria del cuerpo. Tenga en cuenta que este cambio no ocurre instantáneamente y que los resultados no son los mismos para todos.  En promedio se tarda entre dos a cuatro días de consumo restringido de carbohidratos (20 a 50 gramos por día) para iniciar la cetosis. 

Si bien la dieta Cetogénica ha sido desafiante para algunos, también se ha utilizado con éxito en el tratamiento de la epilepsia resistente a los medicamentos [1] y se ha prescrito como una dieta alternativa para los pacientes obesos. De hecho, los estudios han demostrado que adherirse a la dieta Ceto puede resultar en algunos beneficios para la salud muy bienvenidos (e incluso sorprendentes).  Los siguientes son los principales beneficios de la dieta cetogénica que debe conocer.


Los mejores beneficios de la dieta cetogénica


1. Reducción del apetito

Los estudios han demostrado que reducir el consumo de carbohidratos desempeña un papel en la reducción del apetito.  En un estudio particular [2], los participantes que recibieron instrucciones de seguir una dieta cetogénica baja en carbohidratos no tenían hambre con la misma frecuencia que aquellos que hacían dieta baja en grasas. 


2. Sueño de mejor calidad

La dieta cetogénica también se ha informado para mejorar la calidad del sueño.  Puede haber algunos obstáculos para quedarse dormido inicialmente, especialmente durante los primeros tres a cinco días de su dieta cetogénica. Sin embargo, una vez que su cuerpo se ha acostumbrado a la cetosis, le resulta más fácil quedarse dormido, dormir más profundamente y despertarse sintiéndose más fresco. Esto se demostró en un estudio que examinó niños con epilepsia resistente al tratamiento [3].


3. Pérdida de peso efectiva

Por supuesto, los dolores de hambre menos frecuentes en última instancia reducirán la cantidad de alimentos (en otras palabras, las calorías) que consume, lo que le ayuda a perder peso.  De hecho, otro estudio [4] mostró que las personas que hacen dieta baja en carbohidratos podrían perder hasta tres veces más peso que las personas que hacen dieta baja en grasas, con la ventaja adicional de no sentirse hambriento.  Además de eso, otros hallazgos [5] han revelado que una parte significativa de la grasa perdida por personas que hacen dieta baja en carbohidratos proviene del área abdominal.  Este es quizás uno de, o el más buscado de los principales beneficios de la dieta cetogénica.


4. Mayores niveles de energia

Esto está relacionado con el punto anterior sobre el sueño de mejor calidad.  Inicialmente, puede sentirse lento y un poco bajo en energía después de adoptar la dieta cetogénica. Este estado se denomina “gripe ceto” y no es infrecuente que se acompañe de dolores de cabeza, náuseas y otras afecciones desagradables. Esto ocurre como resultado de la cetosis ya que el cuerpo ya no está quemando la glucosa. Sin embargo, después de unos días, es probable que se sienta aún más enérgico que antes de que su cuerpo se haya acostumbrado a quemar grasa para obtener energía.


5. Disposición emocional mejorada.

Experimentos recientes con ratones [6] demostraron que se observó que los sujetos de prueba en la dieta Cetogénica tenían niveles de ansiedad reducidos. Esto también se observó en ratones cuyas madres estaban en la dieta Cetogénica [7].   Los investigadores lo atribuyeron a los bajos niveles de azúcar de la dieta cetogénica y al mayor énfasis en la ingesta de grasas saludables.  


6. Mejora la salud del corazón

Los niveles más altos de lipoproteínas de alta densidad (HDL, por sus siglas en inglés) se asocian con un menor riesgo de enfermedad cardíaca [8].  El aumento del consumo de grasa es una de las formas más efectivas de aumentar sus niveles de HDL.  Esta es quizás la razón por la que en las dietas bajas en carbohidratos, como la dieta cetogénica, se puede observar un aumento marcado en los niveles de HDL [9], a diferencia de las dietas bajas en grasa donde incluso tienden a disminuir. 


7. Mejora la salud del hígado.

La dieta cetogénica también es una gran idea para las personas con riesgo de enfermedad del hígado graso. Por lo general, se asocia con prediabetes y diabetes tipo 2 [10], que resulta de niveles altos de azúcar en la sangre.   La reducción en su consumo de carbohidratos puede llevar a niveles más bajos de azúcar en la sangre, disminuyendo así las posibilidades de padecer una enfermedad del hígado graso.


 

8. Niveles más bajos de azúcar en la sangre y la insulina

Como se mencionó anteriormente, la diabetes tipo 2 es una condición seria que resulta de los niveles altos de azúcar en la sangre. Esto puede ocurrir cuando una persona tiene resistencia a la insulina. El cuerpo utiliza la insulina para reaccionar de manera segura con azúcares en la sangre altamente tóxicos, lo que le permite quemar o almacenar la glucosa en las células. Las personas con resistencia a la insulina son incapaces de producir suficiente insulina para bajar los niveles de azúcar en la sangre del cuerpo s, lo que conduce a la diabetes tipo 2. Sin embargo, al reducir significativamente su consumo de carbohidratos, el cuerpo ya no tendría que producir una gran cantidad de insulina para controlar sus niveles de azúcar en la sangre ya bajos [11].


9. Marcadores de inflamación reducidos

Sus niveles de inflamación pueden indicar el nivel de riesgo en el que se encuentra actualmente en términos de desarrollar afecciones de salud como artritis, enfermedades del corazón e incluso trastornos autoinmunes. Al medir las proteínas C reactivas de alta sensibilidad (hsCRP) y los recuentos de glóbulos blancos, los médicos pueden medir sus niveles de inflamación. En un estudio de dos años [12], los pacientes que se adhirieron a una dieta baja en carbohidratos mostraron una disminución del 29% en sus niveles de hsCRP.


10. Facultades mentales más agudas

Curiosamente, la dieta cetogénica también puede mejorar el rendimiento mental.  Hay evidencia que sugiere que el cerebro funciona más eficazmente con cetonas que con azúcar en la sangre. Un estudio [13] encontró que la cetosis inducida por la dieta en realidad mejoraba la cognición en ratas de edad avanzada.

Un grupo de investigadores [14] examinó cómo la dieta cetogénica afecta la cognición en pacientes con epilepsia, según los estudios existentes. Si bien los resultados mostraron que la dieta cetogénica tuvo un efecto positivo en sus capacidades cognitivas [15] , otros estudios revelaron que la dieta cetogénica también puede tener efectos positivos en pacientes con enfermedad de Alzheimer [16], enfermedad de Parkinson [17], autismo [ 18], y otros trastornos neurológicos [19].


En conclusión

Para aquellos que pueden adherirse estrictamente a ella, la dieta cetogénica ofrece una variedad de beneficios para la salud que podrían hacer que la idea de reducir drásticamente la ingesta de carbohidratos sea soportable o incluso atractiva.  Sin embargo, aunque estos 10 beneficios principales de la dieta cetogénica son bastante increíbles, hay aún más beneficios potenciales del cetogénico para personas con epilepsia , deficiencia de GLUT1 e incluso esclerosis lateral amiotrófica que vale la pena explorar. Sin embargo, también hay algunos peligros potenciales de comenzar una dieta cetogénica que también deben ser conocidos.  Por lo tanto, si está interesado en comenzar una dieta cetogénica, es mejor consultar con su médico para ver si la dieta es adecuada para usted




Los mejores beneficios de la dieta cetogénica referencias:

1. Hallböök T, Ji S, Maudsley S, Martin B. The effects of the ketogenic diet on behavior and cognition. Epilepsy research. 2012;100(3):304-309. doi:10.1016/j.eplepsyres.2011.04.017.

2. McClernon FJ, Yancy WS Jr, Eberstein JA, Atkins RC, Westman EC. The effects of a low-carbohydrate ketogenic diet and a low-fat diet on mood, hunger, and other self-reported symptoms. Obesity (Silver Spring). 2007 Jan;15(1):182-7. 10.1038/oby.2007.516.

3. Hallbook T, Lundgren J, Rosen I. Ketogenic Diet Improves Sleep Quality in Children with Therapy-resistant Epilepsy. Epilepsia. 2007;48(1):59–65. doi: 10.1111/j.1528-1167.2006.00834.x

4. Sondike S, Copperman N, Jacobson M. Effects of a low-carbohydrate diet on weight loss and cardiovascular risk factor in overweight adolescents. The Journal of Pediatrics. 2003 Mar; 142(3):253-258. 10.1067/mpd.2003.4

5. Volek JS, Sharman MJ, Gómez AL, Judelson DA, Rubin MR, Watson G, Sokmen B, Silvestre R, French DN, Kraemer WJ. Comparison of energy-restricted very low-carbohydrate and low-fat diets on weight loss and body composition in overweight men and women. Nutrition & Metabolism. 2004 Nov 8;1(13). 10.1186/1743-7075-1-13

6. Bostock ECS, Kirkby KC, Taylor BVM. The Current Status of the Ketogenic Diet in Psychiatry. Frontiers in Psychiatry. 2017;8:43. doi:10.3389/fpsyt.2017.00043.

7. Sussman D, Germann J, Henkelman M. Gestational ketogenic diet programs brain structure and susceptibility to depression & anxiety in the adult mouse offspring. Brain and Behavior. 2015;5(2):e00300. doi:10.1002/brb3.300.

8. Toth, P. The “Good Cholesterol”: High-Density Lipoprotein. Circulation. 2005;111(5):e89-e91. 10.1161/01.CIR.0000154555.07002.CA

9. Brinkworth GD, Noakes M, Buckley JD, Keogh JB, Clifton PM. Long-term effects of a very-low-carbohydrate weight loss diet compared with an isocaloric low-fat diet after 12 mo. Am J Clin Nutr. 2009 Jul;90(1):23-32. 10.3945/ajcn.2008.27326.

10. Hallberg SJ, McKenzie AL, Williams P.T. et al. Effectiveness and Safety of a Novel Care Model for the Management of Type 2 Diabetes at 1 Year: An Open-Label, Non-Randomized, Controlled Study. Diabetes Ther. 2018 April;9(2): 583-612. 10.1007/s13300-018-0373-9.

11. Noakes M, Foster PR, Keogh JB, James AP, Mamo JC, Clifton PM. Comparison of isocaloric very low carbohydrate/high saturated fat and high carbohydrate/low saturated fat diets on body composition and cardiovascular risk. Nutrition & Metabolism. 2006;3:7. doi:10.1186/1743-7075-3-7.

12. Shai I, Schwarzfuchs D, Henkin Y, Shahar D, Witkow S, Greenberg I, et. al. Weight Loss with a Low-Carbohydrate, Mediterranean, or Low-Fat Diet. The New England Journal of Medicine. 2008 July;359(3):229-241. 10.1056/NEJMoa0708681.

13. Xu K, Sun X, Eroku BO, Tsipis CP, Puchowicz MA, LaManna JC. Diet-Induced Ketosis Improves Cognitive Performance in Aged Rats. Oxygen Transport to Tissue XXXI. Advances in Experimental Medicine and Biology. 2009 Oct;662:71-75. 10.1007/978-1-4419-1241-1_9.

14. Hallböök T, Ji S, Maudsley S, Martin B. The effects of the ketogenic diet on behavior and cognition. Epilepsy research. 2012;100(3):304-309. doi:10.1016/j.eplepsyres.2011.04.017.

15. Kinsman SL, Vining EP, Quaskey SA, Mellits D, Freeman JM. Efficacy of .the ketogenic diet for intractable seizure disorders: a review of 58 cases. Epilepsia. 1992 Nov-Dec;33(6):1132-6.

16. Reger MA, Henderson ST, Hale C, Cholerton B, Baker LD, Watson GS, Hyde K, Chapman D, Craft S. Effects of beta-hydroxybutyrate on cognition in memory-impaired adults. Neurobiol Aging. 2004 Mar;25(3):311-4. 10.1016/S0197-4580(03)00087-3

17. Vanitallie TB, Nonas C, Di Rocco A, Boyar K, Hyams K, Heymsfield SB. Treatment of Parkinson disease with diet-induced hyperketonemia: a feasibility study. Neurology. 2005 Feb 22;64(4):728-30. 10.1212/01.WNL.0000152046.11390.45.

18.Evangeliou A, Vlachonikolis I, Mihailidou H, Spilioti M, Skarpalezou A, Makaronas N, et al. Application of a ketogenic diet in children with autistic behavior: pilot study. J Child Neurol. 2003;18 (2):113–118. 10.1177/08830738030180020501

19. Maalouf MA, Rho JM, Mattson MP. The Neuroprotective Properties of Calorie Restriction, The Ketogenic Diet and Ketone Bodies. Brain research reviews. 2009;59(2):293-315. doi:10.1016/j.brainresrev.2008.09.002. 

Esperamos que haya disfrutado de este artículo sobre los principales beneficios de la dieta cetogénica suficiente para compartirlo con amigos y familiares que puedan beneficiarse de la información que contiene. Gracias.

Comment List

Leave a Reply